Regresar al menúPortadaBuscador | Digiscoping | Blog | Libro de visitas | Anuario | Contacto



Material necesario

Podemos asegurarnos la accesibilidad al nido de un mayor número de especies ampliando el diámetro del orificio de entrada a unos 35 mm.


Como medida complementaria podemos colocar un posadero por debajo de la entrada (sería recomendable) para facilitar el acceso del ave al interior.


Medidas recomendadas para nidales específicos de algunas especies:

- Herrerillo Común, Carbonero Garrapinos:

Base: 12 x 12 cm.
Altura: 20 cm.
Orificio entrada (Ø): 26 mm.

- Carbonero Común, Papamoscas y Colirrojo:

Base: 12 x 12 cm.
Altura: 25 cm.
Orificio entrada (Ø): 35 mm.

- Estornino:

Base: 50 x 50 cm.
Altura: 28 cm.
Orificio entrada (Ø): 50 mm.


Para construir los nidales con las medidas arriba indicadas puede sernos de gran utilidad la utilización de un viejo tronco de madera seca, al que vaciaremos el interior si hiciera falta y barrenaremos el orificio de entrada en el tercio superior y preferentemente en el centro. Después uniremos el tronco a una estructura de madera que, a modo de respaldo, nos permirá atar o colgar el nidal en un árbol. La partes superior e inferior del tronco se pueden tapar con simples tapas de madera. Para ello debemos considerar:
a) la tapa superior (techo) conviene que pueda permitir ser levantada, para ello podemos proceder como en el punto 6 del apartado Construcción;
b) es conveniente realizar varios pequeños agujeros en la tabla de la base con el fin de permitir el drenaje del agua que se halla podido introducir con las lluvias, con ello evitaremos que se pueda inundar el interior del nidal.

 

Descripción de las piezas

* Figura 1: Base.

* Figura 2: Pared lateral.

* Figura 3: Pared lateral.

* Figura 4: Pared frontal con orificio de entrada (30 mm.).

* Figura 5: Tejado.

* Figura 6: Respaldo.

Construcción

1.- Empezar por la parte posterior (Fig.6).

2.- Clavar un lateral al respaldo. Dejar un poco de espacio por arriba y por abajo en la tabla del respaldo a fin de poder sujetar la futura caja nido a un soporte.

3.- Unir la base (Fig.1) al respaldo y a una pared lateral.

4.- Repetir el proceso de unión para el otro lateral.

5.- Colocación del frontal (Fig.4). Antes de realizar la unión colocar el techo en posición para asegurarse de que no sobresale en exceso hacia arriba; si así sucediese, cambiar la posición de la pared frontal hasta que ajuste. Cuando encaje procederemos a realizar el clavado.

6.- Finalmente, uniremos el techo al resto del nidal utilizando la tira de goma, lona o cuero. Unir con las tachuelas un lateral de la tira al respaldo y el otro al techo, de esta forma obtenemos una bisagra que nos permitirá abrir el techo a modo de tapa. Es conveniente colocar cerrojillos a ambos lados con el fin de evitar que se pueda levantar el techo de modo accidental.


NOTA IMPORTANTE: A la hora de colocar la caja nido en un soporte hemos de tener en cuenta la accesibilidad a la misma que pueden tener los depredadores. Una buena forma de salvaguardar el nidal de gatos y otras alimañas es colocar una lámina de metal de unos 2 m. de ancho alrededor del tronco o mástil, con lo que evitaremos que puedan trepar hasta el nido.

 

Todos estos nidales también pueden ser colgados de la rama de un árbol.

   

 

Todos estos nidales también pueden ser colgados de la rama de un árbol.

      SubirRegresar al menúPortadaBuscador | Digiscoping | Blog | Libro de visitas | Anuario | Contacto